¿QUÉ SIGNIFICA QUE LAS COSAS SECRETAS PERTENECEN A JEHOVÁ?

Las cosas secretas pertenecen a Jehová... más las reveladas son para nosotros... Deuteronomio 29:29

Las cosas secretas pertenecen a Jehová (Deuteronomio 29:29)


Deuteronomio 29:29 dice: “Las cosas secretas pertenecen a Jehová nuestro Dios; mas las reveladas son para nosotros y para nuestros hijos para siempre, para que cumplamos todas las palabras de esta ley”. Este versículo llega al final de un largo pasaje donde los israelitas renuevan el Pacto Mosaico y sus leyes ante el Señor.

(También te puede interesar: Levantando un altar para Dios)

Lo que significa que las cosas secretas pertenecen a Jehová


La frase las cosas secretas pertenecen a Jehová significa que hay algunas cosas que solo Dios conoce. Él es omnisciente, omnipotente y omnipresente. Él también es eterno (Salmo 90: 2), conoce el futuro (Jeremías 29:11) y ve todas las cosas (Proverbios 15: 3). 


A diferencia de Dios, los seres humanos somos finitos y limitados en nuestro conocimiento; no podemos saber total o completamente todo acerca de Dios o Sus propósitos. Entonces, las “cosas secretas” que pertenecen a Jehová el Señor son aquellas cosas que solo Él conoce como el Creador y Sustentador de toda la creación (Colosenses 1:16–17).

LAS COSAS SECRETAS PERTENECEN A JEHOVÁ, PERO ESTO NO SIGNIFICA QUE NO PODAMOS CONOCER NADA DE DIOS


Mas las reveladas son para nosotros


El hecho de que las cosas secretas pertenecen a Jehová no significa que los humanos no puedan saber nada acerca de Dios. De hecho, Deuteronomio 29:29 también habla de “cosas reveladas”. Podemos saber mucho sobre quién es Dios y lo que está haciendo porque Él se nos ha revelado a través de “las palabras de esta ley”, como nos lo dice Deuteronomio 29:29. 

(Podría interesarte: Devocionales Cristianos)

Las cosas secretas pertenecen a Jehová, más las reveladas son para nosotros


Aunque Dios es misterioso y ciertas “cosas secretas” le pertenecen solo a Él, Él ha elegido revelarse a la humanidad a través de Su Palabra (ver 2 Timoteo 3:16–17 y 2 Pedro 1:20–21). Más específicamente, Dios ha elegido darse a conocer a nosotros a través de Jesús (Juan 1:14; Hebreos 1:1–3). Dios quiere que aprendamos y sepamos más acerca de Él a medida que vivimos nuestras vidas (Deuteronomio 4:34; Mateo 11:28–30).

(Puede que te interese: Preguntas y respuestas bíblicas)

Entonces, aunque las personas nunca puedan obtener conocimiento de “las cosas secretas [que] pertenecen a Jehová”, sí tienen acceso a lo que se revela claramente en Su Palabra acerca de quién es Él y cómo quiere que vivan, pues la escritura nos dice "mas las reveladas con para nosotros"

Las cosas secretas pertenecen a Jehová, Deuteronomio 29:29, pero también se nos dice: Más las reveladas son para nosotros


Las palabras de Deuteronomio 29:29 también puede ser una fuente de aliento para las personas que enfrentan circunstancias difíciles o desafiantes. Si un padre pierde a un hijo, o una mujer es abandonada por su esposo, o un hombre pierde su trabajo, saber que “las cosas secretas pertenecen a Jehová” puede ayudarlos a recordar que Dios conoce y ve todas las cosas

(También puedes leer: Personajes de la Biblia)

El “por qué” de una tragedia puede ser una de las “cosas secretas” que Dios mantiene ocultas como parte de su plan inescrutable. Pero Él ha prometido obrar para bien incluso en las circunstancias más difíciles a favor de Su pueblo escogido y amado (Romanos 8:28).