Estudios Bíblicos Pentecostales, Prédicas Cristianas,Temas para Predicar, Enseñanzas Bíblicas

Bienvenidos a Estudios Bíblicos Pentecostales

ÁRBOL DE JUSTICIA: EL HOMBRE NACIDO DE NUEVO II (EN EL ESPÍRITU)


Repase la lección 4 de la semana pasada (Árbol de Justicia: El Hombre Nacido de Nuevo) con las siguientes preguntas: 

a) ¿Quién fue Nicodemo? (Un maestro judío que buscó a Jesús de noche) 

b) ¿Qué significa la palabra bautismo? (Sumergir, significando el bautismo por inmersión

c) ¿En qué nombre bautizaron los apóstoles a la gente? (En el nombre de Jesucristo) 

d) ¿Puede citar tres escrituras bíblicas en las que alguien fue bautizado en el nombre de Jesús? (Hechos 2:38; 10:48; 19:5) 

e) ¿Puede citar una escritura bíblica en la cual alguien ha sido bautizado usando los títulos Padre, Hijo y Espíritu Santo? (No, no se encuentra ninguna) 

El propósito de la lección: 

Demostrar la importancia de nacer del Espíritu con la evidencia de hablar en otras lenguas

Texto: “Y de repente vino del cielo un estruendo como de un viento recio que soplaba, el cual llenó toda la casa donde estaban sentados; y se les aparecieron lenguas repartidas, como de fuego, asentándose sobre cada uno de ellos. Y fueron todos llenos del Espíritu Santo, y comenzaron a hablar en otras lenguas, según el Espíritu les daba que hablasen” (Hechos 2:2-4) 

La iglesia nación en el día de pentecostés (Pentecostés significa 50 días). El hablar en lenguas es la evidencia inicial de haber sido bautizado por el Espíritu Santo. ¿Qué dice la Biblia sobre el particular?

EL TESTIMONIO DE LA ESCRITURA SEGÚN EL ANTIGUO TESTAMENTO SOBRE NACER DEL ESPÍRITU 


La escritura del antiguo testamento habla del derramar del Espíritu sobre toda carne y el escribir las leyes de Dios en el corazón. Favor de compartir los siguientes conceptos: 

A) RECIBIR EL ESPÍRITU SANTO CON LA EVIDENCIA DE HABLAR EN LENGUAS ES CONOCIDO COMO LA EXPERIENCIA PENTECOSTAL 


Esto es porque Dios derramó de su Espíritu sobre 120 personas durante el día de la fiesta llamada pentecostés. Fue la celebración de la entrega de la ley de Dios a Moisés (Vea Levíticos 23:15 y Éxodo 19: 1, 9, 11) en el Monte Sinaí, exactamente cincuenta días después de la pascua. 

(También te puede interesar: Recibir el Espíritu Santo Hablando en Lenguas)

Dios habló a través del profeta Jeremías diciendo: “Pero este es el pacto que haré con la casa de Israel después de aquellos días, dice Jehová: Daré de mi ley en su mente y la escribiré en su corazón; y yo seré a ellos por Dios y ellos me serán por pueblo. Y no enseñará más ninguno a su prójimo, ni ninguno a su hermano diciendo; Conoce a Jehová; porque todos me conocerán, desde el menor hasta el mayor de ellos” (Hechos 8:10-11) 

(También te puede interesar: ¿Cómo Saber si He Recibido el Espíritu Santo?)

Es interesante notar que, en el día de pentecostés, o sea cincuenta días después de que Cristo fue crucificado, Dios en verdad escribió sus leyes en la mente y el corazón de su pueblo. En el primer pacto, la ley se esculpió en piedra por la mano de Dios estando en el monte Sinaí. En el segundo pacto la ley se esculpió en el corazón a través del derramamiento del Espíritu Santo estando en el aposento alto. 

B) ISAÍAS TAMBIÉN PROFETIZÓ SOBRE NACER DEL ESPÍRITU 


¿A quién se enseñará ciencia o a quién se hará entender doctrina? ¿A los destetados? ¿A los arrancados de los pechos? Porque mandamiento tras mandamiento, mandato sobre mandato, renglón tras renglón, línea sobre línea, un poquito allí, otro poquito allá; porque en lengua de tartamudo y en extraña lengua hablará a este pueblo, a los cuales el dio refrigerio mas no quisieron oír” (Isaías 28:9-12) 

(También te puede interesar: Es Necesario Recibir el Espíritu Santo?)

Isaías describió la experiencia pentecostal de hablar en otras lenguas como lengua de tartamudo y en extraña lengua. También describió la experiencia como dad reposo al cansado. Notemos también que, Jeremías menciona que ninguno enseñará a su prójimo e Isaías hace la pregunta: ¿A quién se enseñará ciencia? 

Mostrándonos que el Espíritu Santo también nos sería guía y maestro como se cita en Juan 16:13 “Pero cuando venga el Espíritu de verdad, él os guiará a toda verdad; porque no hablará por su propia cuenta, sino que hablará todo lo que oyere, y os hará saber las cosas que habrán de venir” 

C) JOEL EL PROFETA TAMBIÉN HABLÓ DEL DERRAMAMIENTO DEL ESPÍRITU SANTO 


Joel 2:28 fue la mera escritura dicha por el apóstol Pedro en el día de pentecostés: “Y después de esto derramaré de mi Espíritu sobre toda carne y profetizarán vuestros hijos y vuestras hijas; vuestros ancianos soñarán sueños y vuestros jóvenes verán visiones” 

EL NUEVO TESTIMONIO DE LA ESCRITURA SEGÚN EL NUEVO TESTAMENTO 


Haga referencia a esta escritura, Respondió Jesús: 

“De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere del agua y del Espíritu, no puede entrar en el reino de Dios. Lo que es nacido de la carne, carne es, y lo que es nacido del Espíritu, espíritu es. No te maravilles de que te dije: Os es necesario nacer de nuevo. El viento sopla de donde quiera, y oyes su sonido; mas ni sabes de dónde viene, ni a dónde va, así es todo aquel que es nacido del Espíritu” (Juan 3:5-8) 

a) Después él gráficamente describe la experiencia de recibir el Espíritu Santo cuando una persona cree como dice la escritura. Aquí sería un buen tiempo para subrayar la importancia de creer la palabra de Dios como dice la escritura. No es suficiente solo creer como yo quiero y como tú quieras. 

Es necesario creer como dicen las escrituras: “El que cree en mí como dice la escritura, de su interior correrán ríos de agua viva. Esto dijo del Espíritu que habían de recibir los que creyesen en él, pues aún no había venido el Espíritu Santo, porque Jesús no había sido aún glorificado” (Juan 7:38-39) 

b) Jesús confirmó a sus discípulos que él era el Espíritu Santo y que el Espíritu se daría en su nombre. “Y yo rogaré al Padre y os dará otro consolador, para que esté con vosotros para siempre. El Espíritu de verdad, al cual el mundo no puede recibir, porque no le ve ni le conoce, pero vosotros le conocéis, porque mora con vosotros, y estará en vosotros” (Juan 14:16-17) 

(También puedes ver todas las lecciones de Árboles de justicia, estudio bíblico en el hogar)

“Más el consolador, el Espíritu Santo, a quien el padre enviará en mi nombre, él os enseñará todas las cosas y os recordará todo lo que yo os he dicho” (Juan 14:26) 

c) El Señor instruyó a los discípulos que esperasen en Jerusalén hasta recibir el poder de lo alto. No salieron a predicar hasta recibir el Espíritu Santo. “He aquí yo enviaré la promesa de mi padre sobre vosotros, pero quedaos vosotros en la ciudad de Jerusalén, hasta que seáis investidos de poder desde lo alto” (Lucas 24:49) 

d) Los discípulos esperaron en el aposento alto y en el día de pentecostés recibieron el poder del Espíritu Santo, así como Jesús les había prometido en la última conversación que tuvo con ellos estando sobre la tierra: “…Pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea, en Samaria y hasta lo último de la tierra” (Hechos 1:8) 

¿TODOS HABLAN EN LENGUAS CUANDO SON BAUTIZADOS CON EL ESPÍRITU SANTO? 


A) LOS APÓSTOLES HABLARON EN LENGUAS 


Hechos 2:38-39. No solo se cumplió la promesa en ellos, pues el versículo 39 verifica que “…para vosotros es la promesa, y para vuestros hijos, y para todos los que están lejos; para cuantos el Señor nuestro Dios llamare” 

B) MARÍA LA MADRE DE JESÚS HABLÓ EN LENGUAS 


“Todos estos perseveraban unánimes en oración y ruego con las mujeres y con María la madre de Jesús y con sus hermanos” 

C) LOS SAMARITANOS HABLARON EN LENGUAS 


“Cuando los apóstoles que estaban en Jerusalén oyeron que Samaria había recibido la palabra de Dios, enviaron allá a Pedro y a Juan; los cuales, habiendo venido, oraron por ellos para que recibiesen el Espíritu Santo; porque aún no había descendido sobre ninguno de ellos, sino que solamente habían sido bautizados en el nombre de Jesús. 

Entonces les imponían las manos y recibían el Espíritu Santo. Cuando vio Simón que por la imposición de las manos de los apóstoles se daba el Espíritu Santo, les ofreció dinero diciendo: Dadme también a mí este poder para que cualquiera a quien yo impusiere las manos reciba el Espíritu Santo” (Hechos 8:14-19) 

Aunque este verso no dice específicamente que los Samaritanos hablaron en lenguas, existe evidencia clara que sí, sucede una manifestación externa al recibir el Espíritu Santo. Prueba de esto es el hecho de que Simón el mago ofreció dinero para comprar el don de la imposición de las manos para que él también pudiera orar por la gente para que recibiesen en poder del Espíritu Santo. 

Si no hubiera una señal externo de haber recibido el Espíritu, como algunos creen, Simón no hubiera asegurado a los creyentes que habían sido llenos. Él ofreció dinero porque esto no se podía fingir. ¿Cuál es la evidencia constante, tanto en el antiguo testamento con en el nuevo testamento si no es el hecho de hablar en otras lenguas

D) CORNELIO Y SU FAMILIA HABLARON EN LENGUAS 


“Estando aun hablando Pedro estas palabras, el Espíritu Santo cayó sobre todos los que oían el sermón. Y se espantaron los fieles que eran de la circuncisión que habían venido con Pedro de que también sobre los gentiles se derramase el don del Espíritu Santo. 

Porque los oían que hablaban en lenguas y que magnificaban a Dios. Entonces respondía Pedro: ¿Puede alguno impedir el agua, para que no sean bautizados estos que han recibido el Espíritu Santo también como nosotros? Y les mandó bautizar en el nombre del Señor Jesús. Entonces le rogaron que se quedase por algunos días” (Hechos 10:44-48) 

En estos versos vemos que la evidencia inicial de haber recibido el Espíritu Santo es el hablar en lenguas. Pedro y los que habían venido con él sabían que Cornelio y su casa habían recibido el Espíritu Santo “…Porque los oían que hablaban en lenguas”. 

Es interesante notar que en esta ocasión fueron bautizados con el Espíritu Santo antes del bautismo en agua, mostrándonos que el Espíritu Santo se puede recibir antes o después del bautismo en agua. 

E) LOS DISCÍPULOS EN EFESO HABLARON EN LENGUAS 


“Y aconteció que entre tanto que Apolos estaba en Corinto, Pablo andaba por las regiones superiores, Vino a Efeso y hallando a ciertos discípulos, dijo: ¿Habéis recibido el Espíritu Santo después que creísteis? Y ellos le dijeron: Antes ni aun hemos oído si hay Espíritu Santo

Entonces dijo: ¿En qué pues sois bautizados? Y ellos dijeron: En el bautismo de Juan. Y dijo Pablo: Juan bautizó con bautismo de arrepentimiento, diciendo al pueblo que creyesen en el que había de venir después de él, es a saber, en Jesús el Cristo. Oído esto, fueron bautizados en el nombre del Señor Jesús” (Hechos 19:1-5) 

Notemos las dos preguntas fundamentales que hace Pablo. Fijémonos que no preguntó en qué iglesia se congregaban, o si creían en Cristo, o si habían aceptado al Señor Jesús como su Salvador, o si eran cristianos. La pregunta # 1 fue ¿Habéis recibido el Espíritu Santo desde que creísteis?. La pregunta # 2 fue ¿En qué pues sois bautizados? 

La doctrina apostólica continúa haciendo estas dos preguntas. ¿Su experiencia incluye el bautismo con el Espíritu Santo con la evidencia de hablar en otras lenguas? ¿Qué de su bautismo en agua? Vemos entonces, que estos dos elementos son imperativos para una doctrina apostólica completa (Efesios 2:20) 

Estos doce hombres no argumentaron que habían sido bautizados por Juan el Bautista o que si ellos estaban bautizados o que si ellos estaban mal bautizados también lo estaba Jesús porque habían recibido el mismo bautismo. Ellos aceptaron la doctrina del apóstol, fueron bautizados esta vez en el nombre del Señor Jesús y recibieron el Espíritu Santo hablando en lenguas. 

F) PABLO HABLÓ EN LENGUAS 


“Doy gracias a Dios que hablo en lenguas más que todos vosotros” (1Corintios 14:18) 

1 Corintios 14 es un capítulo de corrección. Los Corintios que pretendían ejercer todos los dones del Espíritu eran desordenados en sus cultos. Pablo los corrige enseñando que es mejor hablar cinco palabras con sentido que diez mil en lengua desconocida. (verso 19). 

Anteriormente, en los versos 2 y 3, explicó que “… el que habla en lengua extraña, no habla a los hombres, sino a Dios; porque nadie le entiende, aunque en el Espíritu habla misterios. Más el que profetiza, habla a los hombres para edificación y exhortación, y consolación

El que habla en lengua extraña a sí mismo se edifica, más el que profetiza edifica a la iglesia. Así que, quisiera que todos vosotros hablaseis lenguas, pero más que profeticéis, porque mayor es el que profetiza que el que habla en lenguas, a no ser que las interprete, para que la iglesia sea edificada” (1 Corintios 14: 2-5) 

Pablo corrigió a la iglesia porque los cultos de adoración consistían en hablar en lenguas y bendiciones espirituales, pero faltaba edificación o predicación de la palabra. Les explicó que el hablar en lenguas era para edificación propia y que nadie más entendía lo que decían, a menos que se interpretara. 

Se les anima a que pidan a Dios la interpretación para que el resto de la congregación pudiera recibir edificación, exhortación y consolación. Recuerde que los Corintios no tenían Biblia como nosotros, solo las cartas que les llegaban del apóstol. Les piden que si no hay interpretación, que oren quietamente entre ellos y Dios. 

Luego les anima a que hablen, pero con revelación, ciencia, profecía o doctrina. En el verso 23 les advierte que, si entra un indocto o un infiel, y todos están hablando en lengua, justamente dirá que están locos. 

Algunos utilizan este capítulo de corrección para tratar de eliminar la experiencia del hablar en lenguas. Pablo corregía el hecho de que todos hablaban en lenguas y hacían a un lado la predicación y enseñanza de la palabra. Les pidió que fueran maduros en esto y les confesó que él hablaba más lenguas que todos ellos, pero en la iglesia él estaba más interesado en la edificación de todos. 

Termina el capítulo diciendo: “Así que, hermanos, procurad profetizar, y no impidáis hablar en lenguas. Pero hágase todo decentemente y con orden” (1 Corintios 14:39-40). Si el apóstol no impidió el hablar en lenguas, ¿Lo podrá impedir alguien más y estar bajo autoridad bíblica? 

Conclusión 

A este punto usted pudiera compartir su testimonio de cuando el Señor lo llenó con el Espíritu Santo, comparta con ellos el gozo y el consuelo que trae el Espíritu. Esta es una buena oportunidad de explicar las manifestaciones del Espíritu Santo que ellos verán en los cultos cuando visiten la iglesia. 

Reparta la hoja de estudio. Termine con una oración dando gracias a Dios por la hermosa experiencia de tener a Cristo, la esperanza de gloria en nuestro corazón y por haber recibido el amor de Dios que se derramó en nuestro corazón por el Espíritu Santo.

Puedes ir a la siguiente lección: El Hombre Carnal o el Hombre Vencedor)